El Gobierno vuelve a liarse con la subida a los funcionarios y no la garantiza en julio

La presidenta del Congreso de los Diputados, Meritxell Batet. / EFELos sindicatos afean la inacción del Ejecutivo y le exigen que cumpla con el acuerdo. Hacienda afirma estar trabajando en ello pero no garantiza nada.

Se acerca el 1 de julio y tres millones de funcionarios de toda España vuelven a vivir con la mezcla de temor e indignación que les crea no saber a estas alturas si su nómina del mes de julio incluirá o no el plus salarial que les corresponde en virtud del acuerdo firmado allá por el mes de marzo de 2018 por Cristóbal Montoro con los sindicatos mayoritarios en la Función Pública: UGT, CCOO y CSIF.

Dos de los sindicatos firmantes de ese acuerdo, CCOO y CSIF ya han alzando la voz tras constatar que ni el Ministerio de Función Pública ni el Ministerio de Hacienda -los dos ministerios implicados en activar los resortes administrativos para que la subida prevista en el acuerdo para la próxima nómina de julio se haga efectiva- han dado los pasos preceptivos para que los funcionarios reciben el plus salarial que le corresponde según lo firmado en su día a solo un mes de su presunta aplicación. Según lo acordado hace poco más de un año, en 2019 todos los funcionarios disfrutarían este año de una subida salarial lineal del 2,25% desde el 1 de enero de 2019, que podría ampliarse en un 0,25% adicional a partir del 1 de julio en función del cumplimiento de una serie de objetivos de crecimiento del PIB en 2018, que ya se han cumplido de manera oficial tras cerrarse el dato del ejercicio en el 2,6%. Por tanto, a partir del 1 de julio la nómina de los funcionarios debería incluir ese plus del 0,25% hasta acumular una subida total del 2,5%.

El asunto es que el procedimiento que se regló en su día exige que la Administración habilite esa subida a través de un acuerdo de Consejo de Ministros que debe ser instado por el Ministerio de Hacienda, donde se ubica la Dirección General de Costes de Personal y Pensiones Públicas. Hasta no disponer de ese plácet, los habilitados a los que corresponde la llevanza de las nóminas en los diferentes ministerios, consejerías autonómicas, ayuntamientos y otros órganos de cualquier nivel de la Administración Pública no pueden ejecutar esa subida. ¿Cuál es la situación a día hoy? «Los habilitados no han recibido ningún tipo de instrucción desde el Ministerio de Hacienda», confirman desde CSIF, «y el tiempo para que se pueda hacer en julio se agota».

Se agota porque las nóminas de julio se cierran con antelación, normalmente en los diez primeros días de junio, y si la instrucción de Hacienda no llega en ese plazo, éstos no podrán ejecutar esa subida a partir de ese mes como exige el acuerdo. De hecho, según las fuentes consultadas tanto del ámbito sindical como de la Administración, llegados a este punto ya va a ser muy difícil que una mayoría de funcionarios perciban el plus salarial en el mes de julio. Una situación similar a la que ya se vivió el año pasado, en el que muchos funcionarios no percibieron el plus salarial que les correspondía en julio hasta el mes de noviembre

Los comentarios están cerrados.